Huella de Carbono

El cambio climático, provocado por la emisión de Gases de Efecto Invernadero (en adelante GEI) y en especial del CO2. Las actividades que realizan el hombre, los servicios y los productos que poseemos y utilizamos implican un consumo energético que se traduce en emisiones de CO2 a la atmosfera.

La HUELLA DE CARBONO es el cálculo de las emisiones de todos los gases de efecto invernadero (GEI) asociados a organizaciones, eventos o actividades, o al ciclo de vida de un producto de cara a determinar su contribución al cambio climático, expresada en toneladas de CO2 equivalentes.

La Huella de Carbono cuantifica la cantidad de emisiones de GEI, medidas en emisiones de CO2 equivalentes, que son emitidas a la atmósfera debido a nuestras actividades cotidianas o a la comercialización de un producto o realización de un servicio. Este análisis abarca todas las actividades de su ciclo de vida (desde la adquisición de las materias primas hasta su gestión como residuo) permitiendo a los consumidores decidir qué alimentos comprar en base a la contaminación generada como resultado de los procesos por los que ha pasado.

La medición de la huella de carbono de un producto crea verdaderos beneficios para las organizaciones. La huella de carbono identifica las fuentes de emisiones de GEI de un producto. Esto por lo tanto permite definir mejores objetivos, políticas de reducción de emisiones más efectivas e iniciativas de ahorros de costo mejor dirigidas, todo ello consecuencia de un mejor conocimiento de los puntos críticos para la reducción de emisiones, que pueden o no pueden ser de responsabilidad directa de la organización.

METODOLOGIA

Los principales referenciales empleados para la determinación de la huella de carbono son ISO 14064:2006, GHG Protocol, PAS 2050 y PAS 2060.

Las etapas en las que se basa la huella de carbono para reducir el cambio climático son:

Medir: se calcula la huella de carbono con los referenciales reconocidos internacionalmente, determinando las toneladas de CO2obtenidos.

Reducir: se calcula la huella de carbono con los referenciales reconocidos internacionalmente, demostrando la organización /producto la reducción de sus emisiones respecto al periodo anterior.

Compensar: se calcula la huella de carbono con los referenciales reconocidos internacionalmente y las toneladas de CO2resultantes se cancelan con CER’s (Certified Emission Reductions) o VER’s (Verified Emission Reductions).

SGISOCHILE desarrolla conjuntamente con las organizaciones los procesos necesarios para identificar, determinar y calcular la “Huella de Carbono” en los alcances determinados por cada organización de tal forma que no solo se logre obtener una certificación y ecoetiquetas para terceros sino para la propia redución de los GEI.

En primer lugar, para realizar el cálculo se debe tener claro el alcance de dicho cálculo y la metodología internacional en la que basar el cálculo de la huella de carbono.

A continuación, se deberá identificar la documentación necesaria y los datos necesarios. Es decir, se deberá realizar un inventario de emisiones de GEI. Para ello, seguir un correcto sistema de identificación de fuentes y trazabilidad de los datos es muy importante para asegurar la calidad.

Por último, se desarrollará una herramienta de cálculo donde se incluirá el inventario llevado a cabo en las fases anteriores del proyecto. Una vez realizado dicho cálculo, lo idóneo sería poder determinar las estrategias necesarias para reducir la huella de carbono previamente calculada.

VENTAJAS Y BENEFICIOS DE LA HUELLA DE CARBONO

Diferenciar, mejorar objetivos y reducir costes, reducir emisiones, comunicar y demostrar, satisfacer al cliente

FACILITANDO  información veraz y fiable a los consumidores, Por  ejemplo en una encuesta realizada en Inglaterra, el 67% de los clientes  encuestados señalan que su preferencia de compra sería por productos con  una menor huella de carbono y un 44% de estos clientes indican que  comprarían un producto con baja huella de carbono, aunque la marca no sea  su primera elección.

COMPROMETIENDO la reducción de emisiones en el tiempo, influye directamente en la cadena de suministro, favoreciendo la reducción de las emisiones en los procesos llevados a cabo por los distintos proveedores.

INTEGRANDO  a las organizaciones de manera activa en el ciclo de vida del producto o servicio asumiendo su responsabilidad medioambiental e identificando prácticas sostenibles de manera que con su actividad puedan contribuir a mejorar el nivel de emisiones.

Con todo lo anterior se consiguen los objetivos y los beneficios obtenidos son:

Consolidar la imagen de la organización

Diferenciación del producto.

Mejorar directamente las condiciones ambientales y los proyectos de la organización.

Identificación de los procesos con mayores emisiones de CO2, su costo y los potenciales ahorros.

Armonizar el cambio climático con la política y estrategia de la organización, para que pueda contribuir a los beneficios económicos que actualmente existen por la reducción de emisiones de GEI internacionalmente.

Beneficios Cuantitativos.

Mejora de los indicadores de la información relacionada con la sostenibilidad posibilitando el acceso a créditos verdes y de responsabilidad social.